spot_img

Por:

Golpes al interior del CN reviven penosas sesiones del pasado

Tegucigalpa – Golpes en primera sesión del nuevo Congreso Nacional revivieron hoy las penosas sesiones del pasado en la en que los diputados incapaces de ponerse de acuerdo, culminaban las sesiones en zafarrancho.

Las imágenes que dan vuelta al mundo colocan a Honduras en una penosa situación política frente a los ojos de la comunidad internacional.

Los diputados representan al pueblo en el Congreso Nacional, según la Constitución de la República, pero el actuar de estos no va acorde a las voluntades colectivas.

Los intereses y ambiciones personales quedan al descubierto en cada sesión en que los llamados “Padres de la Patria” no pueden lograr consensos.

La falta de ceder la palabra orilla que el temperamento de muchos diputados y diputadas explote al punto de llegar a los golpes.

Este día, la casi ya común escena de golpes en el Congreso Nacional fue protagonizada por el diputado del Partido Libertad y Refundación (Libre) Rasel Tome en contra del diputado de su partido político, Jorge Cálix.

Cálix de amplia militancia en Libre, es tildado como traidor ya que se opuso a las líneas partidarias.

Este fue juramentado como presidente del CN en medio del zafarrancho, al no ceder la palabra para presentar una segunda moción, varios diputados saltaron al estrado principal.

El estrado principal que debería ser escenario de las fotografías principales mostrando al nuevo presidente o presidenta provisional de este poder del Estado, se convirtió en una arena de boxeo.

Tome empezó a lanzar golpes en contra de Cálix y también del ministro de gobernación, Leonel Ayala, quienes salieron huyendo del recinto.

 Cabe señalar que la sesión nunca se culminó como dicta el protocolos, ante esto los presentes procedieron a juramentar a Luis Redondo como nuevo presidente de la junta provisional.

En cualquier escenario, para analistas como Raúl Pineda, solo pierde Honduras ya que es mal visto ante los ojos de la comunidad internacional y también retrocede en sus avances en democracia.

Honduras se sumerge en una crisis política desde el 2018 cuando el actual presidente Juan Orlando Hernández se religió. (RO)

Compartir

spot_img
spot_img

Más noticias

spot_imgspot_img