Con el fin de evitar una tragedia humana, reconstruyen centro educativo de la capital

Tegucigalpa- Con el objetivo de evitar una tragedia humana, el gobierno  inicio  los trabajos de reparación de la  escuela de ensayo Dionisio de Herrera, ubicada en El Barrio Lempira de Comayagüela de la capital, cuyo vetusto  inmueble estaba a punto de colapsar  amenazando con dejar soterrados a los  alumnos,  docente y demás personal administrativo.

-La inversión asciende a más de cinco millones de lempiras.

-El proyecto favorece a  804 escolares y 46 trabajadores entre personal docente y administrativo.

La obra beneficia a más de 900 personas entre alumnos y maestros, quienes dentro de seis meses contaran con mejores instalaciones educativas cumpliendo con los estándares pedagógicos.

El costo de la obra en ejecución asciende a cinco millones 332 mil 714 lempiras, la misma contempla respetar la estructura y fachada  de la escuela, ya que por su antigüedad es considera parte del patrimonio histórico de la ciudad de Comayagüela.

El proyecto es ejecutado por el gobierno de presidente Juan Orlando Hernández a través del Instituto de Desarrollo Comunitario, Agua y Saneamiento  (IDECOAS), como parte de las iniciativas de apostarle  a una educación de calidad en Honduras.

Según el ministro de IDECOAS, Mario Pineda, la obra consiste en la reparación del ala   norte,  sur e  intermedio del edificio, los trabajos   incluyen la demolición de la losa existente, curado de vigas de madera, barnizado y sellado, el Suministro e instalación  de cielo falso y Lamina aluzinc.

Pineda, especifico que se repararan 15 aulas, la oficina de la  dirección, la biblioteca, 3 laboratorios, 3 talleres, una área de bodega, 4 modulos sanitarios, un salón de usos múltiples y la  cancha multiusos.

Además, se realizara el picado de cancha, acera frontal, desmontaje de ventanas de celosías y vidrio, puertas, portones, sustitución de ventanas y concreto en cancha tipo whitetopping.

Por su parte, la directora de este centro educativo Juana Martínez manifestó, que el edificio está en condiciones precarias, las paredes se rajaban cada día, cuando llovía el edificio tiembla y se filtra el agua en las aulas por el pésimo estado de la infraestructura.

 Martínez, detalló que continuamente suspendían las labores en el centro, porque la losa del segundo piso fue construida con materiales que no eran adecuados, por lo que era cuestión de tiempo para que ocurriera un derrumbe lo que representa un serio peligro a la vida de los alumnos y docentes.

El mal estado de la loza provocaba además que  se desprendieran  materiales entre polvo y arena el cual cubría el ambiente de las aulas, los niños y docentes se llenaban  de polvo mientras recibían las clases” dijo la mentora.

La docente expresó  “Me siento muy contenta y rindo primeramente gracias a Dios, porque él es el que ha permitido que esta obra este en  construcción y se lleve a cabo, luego al presidente de la republica Juan Orlando Hernández por preocuparse sobre la situación que estábamos viviendo y por supuesto al ministro de IDECOAS Mario pineda,  porque el de inmediato mandó a los ingenieros para intervenir el centro educativo”.

Finalmente consideró, que estas obras son con amor a la niñez, a la educación y a la seguridad de Honduras y felicitó persuasivamente al presidente Hernández por priorizar la educación del país.

Lo + Nuevo

22,246FansMe gusta
34,834SeguidoresSeguir
5,673suscriptoresSuscribirte