Banner Por Salud enero17 1

boton19

GIF Jestereo nov 17

Menu

icono buscar

Abogados hispanos urgen a retrasar confirmación del fiscal general de Trump



Imagen de archivo del senador Jeff Sessions. EFE/Archivo Imagen de archivo del senador Jeff Sessions. EFE/Archivo
Autor del artículo: EFE

Washington - Un grupo de abogados hispanos de EE.UU. urgió hoy a retrasar las audiencias para evaluar la nominación del senador Jeff Sessions como nuevo fiscal general del Gobierno de Donald Trump, debido a que no contestó "de forma adecuada" un importante cuestionario para la aprobación de su designación.

Dicho cuestionario es obligatorio para todas las personas a las que un presidente nombra para su futuro Gobierno y en él se incluyen diferentes preguntas, que abarcan desde la vida familiar hasta las visiones del candidato sobre una gran cantidad de puntos de importancia nacional.

La petición la formuló una coalición integrada por el Colegio de Abogados Hispanos de EE.UU. en una carta enviada al presidente del comité judicial del Senado, Chuck Grassley,

También secundan la misiva el órgano colegiado equivalente para la minoría afroamericana y asiática, así como el colegio de abogados para la comunidad LGTB (lesbianas, gais, transexuales y bisexuales).

Los abogados denuncian que Sessions, senador por Alabama, no ha entregado información sobre las entrevistas realizadas en medios de comunicación o discursos pronunciados durante su tiempo como fiscal para el distrito sur de Alabama (1981-1993), así como durante su mandato como fiscal general de Alabama (1995-1997).

El senador, de 70 años, supuestamente tampoco ha entregado al comité judicial del Senado información sobre sus declaraciones públicas en su primer mandato en la Cámara Alta, entre 1997 y 2002.

Precisamente, los comentarios públicos que hizo durante esa época son los que podrían dificultar su confirmación primero en el comité judicial del Senado, y luego ante el pleno de la Cámara Alta.

Está previsto que mañana Sessions se enfrente a duras preguntas sobre una serie de comentarios supuestamente racistas, que ya le pasaron factura en 1986, cuando un comité del Senado rechazó su candidatura para convertirse en juez de una corte de Alabama, al que le había nominado el entonces presidente, Ronald Regan.

En esa audiencia, varios testigos aseguraron que Sessions, entonces fiscal general del distrito Sur de Alabama, había bromeado sobre el grupo racista Ku Klux Klan (KKK) y había llegado a llamar "desgracia para su raza" a un abogado blanco que se dedicaba a defender los derechos de los afroamericanos.

En los últimos días, los demócratas han prometido que también preguntarán a Sessions sobre su visión acerca del matrimonio entre personas del mismo sexo y el derecho a voto de las minorías.

Reverendos urgen al Senado de EE.UU. a confirmar al fiscal general de Trump

Un grupo de reverendos afroamericanos de EE.UU. urgió hoy al Senado a confirmar como fiscal general del futuro Gobierno de Donald Trump al senador por Alabama Jeff Sessions, quien cuenta con un controvertido historial de supuestos comentarios racistas y bromas sobre el Ku Klux Klan (KKK).

Los clérigos, muchos de ellos procedentes de Alabama y pertenecientes al protestantismo, defendieron en una rueda de prensa en el Congreso en Washington la capacidad de Sessions para convertirse en el nuevo fiscal general del Gobierno de Trump.

"Los estadounidenses viven en un clima tóxico donde la grave acusación de racista se dirige descuidadamente contra cualquier persona con quien la izquierda esté en desacuerdo", reprochó el reverendo Dean Nelson, miembro del grupo de presión de la derecha cristiana Family Research Council.

"Estamos aquí hoy para dejar muy claro que este ataque (de racista) contra el senador Jeff Sessions es infundado y que él está más que calificado para ser nuestro próximo fiscal general", sostuvo Nelson, quien defendió el "incansable trabajo del senador en favor del fin de la segregación y de la justicia".

Sessions, de 70 años, será el primer nominado del Gobierno de Donald Trump en comparecer ante un comité del Senado.

Está previsto que Sessions se enfrente a duras preguntas sobre una serie de comentarios supuestamente racistas, que ya le pasaron factura en 1986 cuando un comité del Senado rechazó su candidatura para convertirse en juez de una corte de Alabama, cargo al que le había nominado el entonces presidente, Ronald Regan.

En esa audiencia, varios testigos aseguraron que Sessions, entonces fiscal general del distrito Sur de Alabama, había bromeado sobre el Ku Klux Klan (KKK) y había llegado a llamar "desgracia para su raza" a un abogado blanco que se dedicaba a defender los derechos de los afroamericanos.

En los últimos días, los demócratas han prometido que también preguntarán a Sessions sobre su visión acerca del matrimonio entre personas del mismo sexo y el derecho a voto de las minorías.

Mientras tanto, en los últimos días, han aumentado los ataques contra Sessions por parte de importantes organizaciones de EE.UU., como la Unión para las Libertades Civiles en América (ACLU), y hasta por parte de 1.100 profesores de Derecho que pidieron al Senado que rechace la designación del senador como nuevo fiscal general.

Para esta semana, está previsto que el Senado también estudie varias designaciones, como la del general retirado John Kelly para dirigir el Departamento de Seguridad Nacional y la del exconsejero delegado de la petrolera ExxonMobil Rex Tillerson como secretario de Estado de EE.UU.

Las audiencias para estudiar las nominaciones pueden comenzar ya porque el Congreso inició el 3 de enero su nuevo periodo de sesiones, pero la votación para confirmar o denegar las nominaciones de Trump no podrá producirse hasta después del 20 de enero, cuando el multimillonario neoyorquino será investido como presidente.


Valora este artículo
(0 votos)

volver arriba

CEDAC Baner PRONTO